top of page

Primeras reseñas


Una vez que la novela ha comenzado a pasearse por el mundo, ahora los lectores son quienes dictarán, de un modo u otro, el veredicto final sobre la calidad del trabajo realizado por el escritor.


¿Les habrá enganchado la historia o abandonarán la lectura sin llegar al final? ¿Se identificarán con alguno de los personajes? ¿Estará conseguida la ambientación de aquella época triste y oscura de la historia de España? ¿Les sorprenderán el desenlace?


Todos estos interrogantes me rondan, y la respuesta a cada una de estas preguntas será única y personal, porque solo podrá ser respondida por aquel que haya tenido a bien darle una oportunidad a “La memoria olvidada”.


De momento, las primeras reseñas publicadas en internet son alentadoras y gratificantes:


Muy buena ambientación de la época, del contexto histórico y social, de la geografría de la Axarquía y Almijara, y unos personajes que te llevan a lo más profundo del alma humana en tiempos difíciles”.


Bien documentada, tiene interés, intriga, pasión y desenlace. Hace una descripción quirúrgica de la vida de las casas cuarteles de la Guardia Civil, y el dolor inmenso de la represión, el odio y el papel de las personas inocentes (que solo quieren sobrevivir), que se ven involucradas en un proceso que concluye casi siempre con la muerte y el sufrimiento, como es el caso de las mujeres, eternas perdedoras de todos los frentes”.

Una gran primera novela. Mariví G. Ledesma se estrena con este libro ambientado en la posguerra española. Maneja bien el ambiente de un pueblo costero de Málaga, al pie de las sierras donde habitan cuadrillas de maquis. Dos mundos que se tocan a veces, que se golpean en ocasiones, que luchan por su supervivencia. Su prosa es buena, cuidada y rica. Los personajes se desarrollan e interaccionan de forma creíble. Un buen trabajo que merece ser leído”.


He de hacer una confesión. Desde supe que alguien se había tomado la molestia de escribir una reseña, en más de una ocasión en los últimos días, he vuelto casi a diario para releerlas. La razón es simple: mi intención era comprobar que estoy despierta, y que no es un sueño todo lo que me está pasando. En la vida, con trabajo, esfuerzo y dedicación, se puede lograr cualquier cosa que te propongas, si tienes fe y constancia para alcanzarlo.


Vuela alto para ver tus metas, esfuérzate para conseguir tus objetivos, y sueña, todo cuanto puedas, como yo lo estoy haciendo ahora.


92 visualizaciones0 comentarios

Entradas relacionadas

Ver todo

Comments


bottom of page